About Us

 

Address: 1375 Corrientes , (2000) Rosario, Santa Fé, República Argentina.

Phone:+54 9 341 528-2577

Message Us:Contact Form

  • Facebook - White Circle
  • LinkedIn - White Circle

© Copyright 2016 by Atlantic Cargo.                                                        

Corrientes 1375 S2000 Rosario, Argentina.

La logística internacional como fuente de ventajas competitivas**

February 8, 2017

 

Actualmente tanto en ámbitos empresariales como profesionales y educativos  se habla permanentemente de logística en el comercio exterior,  existiendo incluso una amplia oferta de capacitación en el tema,  de cursos, postgrados, otros. Sin embargo, aún tenemos una importante distancia entre lo divulgado y lo efectivamente puesto en práctica por los actores del comercio internacional, fundamentalmente de manufacturas. Probablemente porque en nuestro país gran parte de los conocimientos necesarios para concretar una exportación de este tipo de productos fueron "aprehendidos" de los tradicionales exportadores de commodities, donde las reglas de juego internacionales son totalmente diferentes, desde que una operación suele pactarse en términos FOB -donde el exportador rápidamente se desobliga de la logística internacional y delega todo este proceso en el comprador-, hasta que este último está dispuesto a comprar lo que el oferente ofrece y en los términos en que se los ofrece, siempre y cuando la cantidad y el precio sean los convenientes. Pero en las últimas décadas, el comercio de bienes elaborados ha adquirido mayor significación que el de materias primas.

 

          En este contexto, la logística del comercio exterior adquiere especial importancia, dado que torna más eficiente la movilización internacional de productos y optimiza los procesos de manufacturas en los que interviene de manera creciente el comercio de partes y componentes, sobre todo si consideramos que en el contexto internacional actual una elevada proporción de manufacturas se ensamblan en un país con componentes producidos en varias partes del mundo.

 

Así vemos que en la visión tradicional de los negocios internacionales, el foco estaba puesto en el abastecimiento,  en el proceso de fabricación y en la disminución de los costos, mientras que en la visión actual y global, el foco está puesto en la logística como actividad que concluye en la satisfacción del cliente externo, donde la previsibilidad y la confiabilidad cobran aún más importancia que los costos.  Incluso el Banco Mundial, en su “Índice de desempeño logístico”  sostuvo que la misma se ha convertido en un factor tan importante para la competitividad que en el mundo globalizado de hoy puede hacer triunfar o fracasar a los países. Se la considera actualmente como un importante eslabón de la cadena de agregado de valor y fuente de ventajas competitivas.

 

     Así, podemos definir a la logística internacional como "todos aquellos procesos tendientes a hacer llegar los productos a los destinatarios de los mercados externos de un modo óptimo en cuanto a tiempo, forma y costo"  resaltando que, cuando hablamos de costos no nos referimos a buscar aquel  más barato sino a optimizarlo, lo que implica lograr integrar y armonizar el nivel de cada costo que compone la cadena logística con el modo (estado que debe poseer la mercadería a su llegada a destino final) y el tiempo (momento adecuado de llegada para el comprador), generando así la satisfacción del cliente.  Para esto, es importante conocer cuáles son todos esos procesos que incluye ese concepto mencionado de logística y que  deben constituirse en factores muy importantes al momento de planificar una exportación: embalaje, empaque, unitarización, despachos, almacenaje, confección y envío de documentos, operaciones en puerto, aeropuerto o frontera terrestre, operaciones y tramitaciones de aduana, inspecciones (como de sanidad, de calidad, entre otras), constitución de seguros internacionales, negociación de fletes internacionales y contratación de los mismos, seguimiento integral de envíos.  

 

La tarea de la empresa exportadora deberá centrarse entonces en un trabajo profesional sobre cada uno de estos elementos, diseñando procesos ágiles y flexibles que le permitan generar una ventaja competitiva sostenible, lograr valiosas formas de extender la cadena de valor y diferenciarse de sus competidores en el mercado mundial. Es importante comenzar a considerar que una buena estrategia de internacionalización debe  reflejar los procesos necesarios para llevar el producto hasta donde el comprador o cliente externo está.

 

      Para ello, el reto será  que los exportadores de manufacturas asuman el desafío de erradicar definitivamente la tradicional "actitud FOB" y comiencen a implicarse en la totalidad del proceso exportador, exportando no solo productos sino también servicios agregados de logística, ofreciendo a los compradores no solo bienes sino también la tranquilidad de que su proveedor está capacitado y en condiciones de colocar la mercadería en su puerta, o al menos, en el lugar más cercano,  en el estado y momento por él requeridos, sin necesidad de que deba asumir la complejidad que estos procesos conllevan.

Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
Please reload